Print Friendly and PDF
only search openDemocracy.net

#GastoResponsable exige acabar con el "no pasa nada" en México

México ha vivido un sexenio altamente violento y con grandes escándalos de corrupción que tocan las más altas esferas del gobierno y que han quedado impunes. La campaña #GastoResponsable, exige que los candidatos presidenciales presenten propuestas claras para luchar contra la corrupción.

Este artículo forma parte del especial "Elecciones México 2018: despolarización y desinformación" producido en alianza con la Revista Nueva Sociedad en el marco de nuestro proyecto #EleccionesAbiertas2018

¡Gasto Responsable YA! es una campaña iniciada por Borde Político en la plataforma Change.org cuya intención es exigir a los candidatos a la presidencia de México que presenten sus propuestas para garantizar el correcto ejercicio del gasto público. 

México ha vivido un sexenio altamente violento y con grandes escándalos de corrupción que tocan las más altas esferas del gobierno y que han quedado impunes. Ante un escenario social, económico y políticamente complicado, lxs ciudadanxs requerimos de propuestas claras y específicas, los cómos de su plan de gobierno y dejar a un lado los discursos vacíos, la guerra sucia y las estrategias de comunicación que no nos dicen nada. 

Es por eso que decidimos usar la plataforma de activación ciudadana Change.org para pedir acciones claras que hagan que los miles de millones de pesos del presupuesto en México se dirijan a las finalidades más urgentes y prioritarias del país y no a los bolsillos de políticos corruptos, como ha sucedido en los últimos años. 

Más de 29.000 ciudadanxs han firmado la petición Gasto Responsable YA, lo que hace visible el hartazgo de que los recursos de todos acaben en las bolsas de unos pocos. No hay día que no haya alguna noticia en los medios de comunicación sobre el desvío de recursos, los fraudes millonarios, los boquetes al erario público.

Y nunca pasa nada, aún cuando se viola el artículo 134 constitucional que dice claramente que los recursos económicos de que dispongan la Federación, las entidades federativas, los Municipios y las demarcaciones territoriales de la Ciudad de México, se administrarán con eficiencia, eficacia, economía, transparencia y honradez para satisfacer los objetivos a los que estén destinados.

Esto implica que, al ser recursos públicos, deben ir dirigidos a erradicar la pobreza, generar infraestructura y oportunidades para todos. 

Más de 29.000 ciudadanxs han firmado la petición Gasto Responsable YA, lo que hace visible el hartazgo de que los recursos de todos acaben en las bolsas de unos pocos. 

La organización México Evalúa señala que en los últimos veinte años (desde 1998 a la fecha), sólo una de las 912 denuncias que la Auditoría Superior de la Federación ha presentado ante la Procuraduría General de la República ha causado sentencia.

Este indicador señala hasta qué punto el nivel de impunidad y bajo acceso a la justicia en México es alarmante. Indica también hasta qué punto se ha llegado a normalizar que los recursos públicos se desvíen, visto que la Auditoría no cumple su función primordial que es fiscalizar el buen uso de los recursos públicos federales por parte de cualquier ente público y/o privado.

Queda claro que lxs mexicanxs lo hemos normalizado todo: la violencia, la desigualdad, la pobreza, la falta de oportunidades y también el mal gobierno, los desvíos de recursos, la corrupción y la impunidad, y el que no pasa nada sea una frase permanente en nuestras vidas.

Pero es en esta era de internet, que permite interconectar con ciudadanos que están igualmente indignados, donde podemos y debemos ejercer el poder que tienen las plataformas digitales que nos ayudan a localizarnos, sumarnos y activarnos para denunciar abusos y exigir, como hace la campaña #GastoResponsable, cambios de fondo a los políticos. 

Las democracias contemporáneas están siendo sacudidas y reactivadas por los cambios en la comunicación que han impulsado las nuevas tecnologías de información. Asimismo, el paradigma del Estado Abierto propone un giro interesante en la forma de ejercer el poder y de gobernar, pero a la vez de rendir cuentas y conectarse con la sociedad. Es aquí donde está la posibilidad de que emerja una nueva ciudadanía, más informada, con más herramientas para incidir y participar en las instituciones del Estado. 

En este sentido, una herramienta importante ha sido el reconocimiento del derecho de acceso a la información y la creación de instituciones y políticas públicas para garantizar la transparencia. Si bien México ha sido calificado por el Global Right to Information como el país con la legislación más avanzada en la materia, el ejercicio del derecho de acceso a la infomarción es muy reducido. 

El nivel de impunidad y bajo acceso a la justicia en México es alarmante. Al mismo tiempo que la normalización de que los recursos públicos se desvíen.

La Encuesta Nacional de Acceso a la Información Pública y Protección de Datos Personales 2016 señala que sólo el 5,6% de lxs mexicanxs ha realizado una solicitud de información formal, del cual el 73% obtuvo la información y sólo el 39% quedó satisfecho con ella. Las políticas públicas no han sido efectivas.

Esto significa que la gente no sólo no se apropia y no ejerce su derecho, sino que también las instituciones encargadas de garantizar el acceso a la información no han actuado con diligencia, se han quedado atrás y no han innovado para cumplir con su mandato.

Hoy, las plataformas alternativas, la tecnología cívica y las redes sociales ocupan un espacio muy poderoso para que el ciudadano pase de la indignación a la acción. Y es en este marco en el que Borde Político lanzó la campaña ¡Gasto Responsable YA! para que nuestros candidatos sepan que los ciudadanos no van a permitir más derroche de recursos públicos, que hoy firman y exigen responsabilidades, pero que gane quien gane estarán no sólo vigilando, sino impulsando cambios de fondo en la forma en que los gobiernos ejercen los recursos públicos y se comunican con sus gobernados. 

El activismo digital es un espacio alternativo a los espacios comunes para el ejercicio de los derechos políticos. Y, como cualquier espacio, se llena. Depende de los ciudadanos digitalizados y activos dotar de contenido y llenar esas redes. Depende de los ciudadanos que esas plataformas promuevan con eficacia e impacto ideas innovadoras y no regresivas.

Exigir, como hace #GastoResponsable, que los candidatos presidenciales en México presenten propuestas claras de ejercicio del gasto público es un paso imprescindible para que se avance en la lucha contra la corrupción, la impunidad y a favor de la reducción de la pobreza y la desigualdad que aún lastran a México. 

About the author

Mariana Niembro es Directora General / Fundadora de Borde Político. Estudió la carrera de Ciencia Política en la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM.


We encourage anyone to comment, please consult the
oD commenting guidelines if you have any questions.